Mi moto no arranca y tiene batería, ¿qué hago?

Imagina esta situación: vas a buscar tu moto para ir a dar una vuelta, metes la llave en el contacto, intentas encenderla y…¡problema! Tu moto no arranca 😱.

Tú piensas rápidamente en llamar a un taller (por supuesto, ¡buena opción!), pero te das cuenta que es tarde y todo está cerrado. Y ahora, ¿qué hago?

¡Tranquilidad, que no cunda el pánico! Queremos darte algunos consejos que te sirvan de referencias para saber por dónde empezar a buscar el fallo.

Ante todo dejamos claro que, si tienes algún indicio de que se trata de una avería mayor, consulta con un profesional antes de manipular la moto.

Consejos a tener en cuenta cuando la moto no arranca

1. Fallos de principiante o posibles despistes

Estos pequeños despistes pueden ocurrir cuando la moto no arranca. De hecho, nos pasan a tod@s.

Puede deberse a que sea una moto nueva, que lleves poco tiempo con ella o porque estabas acostumbrado a otro modelo. No pasa nada; no será la primera ni la última vez. Vamos a explicar los más comunes:

El corte de encendido

No todas las motos tienen este famoso botón rojo, pero las hay que si.

Es muy común que por un despiste o una gracia de algún amigo el botón esté en una posición que corta el circuito eléctrico y ese es el motivo por el que no conseguimos arrancar la moto.

Por suerte, la solución es fácil. Solo tienes que colocar el botón en la posición correcta. Dependiendo del modelo, funciona de una manera u otra.

Revisa el botón del corte de encendido si tu moto no arranca

La pata de la moto

Es otro error común de principiante, pero solo hasta que le coges el truco a la moto, ¡no hay problema! Sobre todo en las motos más nuevas nos encontramos con este ‘problema’.

Cuando intentas arrancar la moto con la pata puesta y no lo consigues. Esto sucede cuando una marcha está puesta. Sólo habría que poner la moto en punto muerto y ¡listo!

La pata está conectada a un sensor que detecta cuando está colocada y una marcha puesta, por lo que se corta el encendido de la moto.

De esta manera, se evita que se arranque con la pata puesta y que pueda ocurrir un accidente.

Otro motivo de por qué no arranca una moto, incluso con batería, puede ser que este sensor esté estropeado y falle.

En este casi, la pata se encuentra abatida y no consigues arrancar la moto. Si crees que este puede ser el problema, consulta con un especialista.

La pata de una moto puede ser uno de los motivos por los que una moto no arranca

Apretar el embrague o el freno para arrancar la moto

Ya lo hemos dicho, cada moto es un mundo. Por eso, cuando coges una moto por primera vez, puede suceder que no sepas cómo arrancarla.

En algunos modelos de motos o scooters es muy común que para poderla encender, tengas que apretar la maneta del embrague o el freno a la vez que pulsas el mecanismo de encendido. Si no lo haces, la moto no arrancará por mucho que lo intentes.

Cuando la compres, infórmate bien en tu concesionario de cuál es la manera correcta de encenderla. Quédate con el dato, así nunca te llevarás este pequeño susto.

La moto está fría

Es muy común sobre todo en las zonas más frías y húmedas. Si resides en una de estas localizaciones, presta mucha atención al mantenimiento de tu moto, es muy importante.

El frío puede provocar que algunos líquidos tomen una textura más viscosa y les cueste más recorrer el circuito.

Consejo, intenta mantenerla siempre bajo cubierto y trata de llevar un mantenimiento continuado, de esta manera evitarás que la moto no arranque en frío.

2. Fallos mecánicos / de mantenimiento

Es el momento de dar un paso más allá. Vamos a hablar de averías más serias y técnicas.

Si has probado todo lo que hemos recomendado hasta ahora y no ha funcionado, sigue leyendo porque seguro que esta información te interesa.

Batería en mal estado o mal conectada

Tú cuentas con una batería cargada, por lo que en el momento en el que la moto no arranca, no piensas en ella.

Es importante comprobar, antes que nada, que la batería está bien conectada y en buen estado.

También hay que tener en cuenta la frecuencia con la que utilizas la moto, si es diario o muy esporádico, ya que este aspecto influye mucho.

Si la moto ha estado parada muchos días, puede que su batería se haya descargado lentamente, por lo que es necesario utilizar un cargador de batería o sustituirla por una nueva.

Comprueba también que el modelo de batería que estás utilizando es el adecuado para tu moto. Consulta con un experto si no estás seguro de qué batería utiliza tu moto.

Comprueba la batería de tu moto si no arranca

Nivel de gasolina

Suena a tontería, pero es un despiste que a veces pasa desapercibido.

Es importante revisar el nivel de gasolina del depósito de nuestra moto. Puede que nos hayamos quedado sin ella.

Trata de no llegar a este nivel y por el bien de la moto mantén siempre la moto con gasolina, te evitarás muchos problemas.

También podemos encontrarnos con los conductos de la gasolina obstruidos. Esta incidencia se da cuando la moto tiene unos años, no se realizan los mantenimientos rigurosamente o la gasolina sea de mala calidad.

Esta situación provoca que la gasolina que se encuentre en el depósito no llegue o llegue en poca medida a los carburadores, por lo que la moto no arranca.

Bujía dañada

Las bujías son unas piezas indispensables de la moto. Son las encargadas de soltar la primera chispa para que el resto del circuito comience a funcionar.

Por este motivo, es importante tener las bujías siempre en cuenta y realizar un buen mantenimiento. Si están sucias o en mal estado, puede que esa chispa no se genere y que la moto no arranque.

Su trabajo es muy complejo y sufren mucho, por ello hay que cuidarlas con mimo. Si no estás seguro de cómo manipular una bujía, te recomendamos que acudas a un especialista.

Revisa las bujías si tu moto no arranca

Carburador o filtro de aire sucio

El carburador de una moto es ese espacio donde sucede la magia, donde se mezcla el aire y la gasolina que permiten alimentar al motor.

Si este se encuentra sucio, tenemos un problema. Puede provocar que la mezcla no se realice de la manera más efectiva y acabes con la moto en el taller.

Para evitarlo, se debe realizar lq limpieza del carburador. La frecuencia depende mucho del uso que se le de a la moto pero, si tienes sospechas de que puede estar sucio, no esperes.

Es un trabajo que requiere práctica y habilidad, por lo que si no está seguro, acude a un profesional.

La suciedad es una moto, puede convertirse en su gran enemigo.

En el caso de un filtro de aire obstruido, disminuiría el nivel de aire a la mezcla con el combustible, provocando un desequilibrio. Esto puede generar una reducción de la potencia o incluso que la moto no arranca. Asegúrate de limpiarlo o sustituirlo periódicamente por un filtro de aire nuevo.

Esta es solo una pequeña lista de consejos. En caso de que te des cuenta de que tu moto no arranca y no sepas el porqué, tendrás una guía. Ante todo repetimos que lo mejor siempre es acudir a profesionales.

Recuerda realizar un mantenimiento continuo a la moto, revisiones periódicas y presta toda tu atención a cada uno de los componentes.

¡Nos vemos en el siguiente post 👋😉!

Esta entrada tiene un comentario

  1. tomas sanchez rodriguez

    mi derbi gp1 tiene batería nueva y motor de arranque nuevo pero no arranca con bateria, pero si lo hace con el pedal, que puede ser ?

Deja una respuesta